viernes, 13 de marzo de 2009

Grandes momentos del cine

Un mono gigante destruyendo un helicoptero con un verdadero ejemplo de efectos especiales. No tiene más misterio.

3 comentarios:

ciudadano mane dijo...

es un jashondo, un mamonil y un insano este monete!

ay los monetes!

EL QUINTO FORAJIDO dijo...

Me recuerda a los efectos especiales de los 50, qué simpatico el monete.

Alex dijo...

bestial!